Publicidad

Paul Krugman: Crisis España

Son muchos los que salen a opinar sobre España y su crisis algunos sabiamente otros malamente y otros ignorantemente, pero si hay alguien que sabe de esto es Paul Krugman y en él nos centraremos y que opina sobre la crisis de España. Ser premio Nobel de Economía 2008, le da casi que todo el derecho a Krugman para opinar:

No es por cierto de los libres opinadores que deja su pensamiento en los medios y nadie le responde y eso es un indicador sobre la importancia que tienen sus dichos como diría alguien si de enfrente nos responden o se quejan es por que les molesta nuestros gritos. Y casi que gritando y pidiendo es que Krugman lanza su nuevo libro titulado ¡Acabad ya con esta crisis!.

Opinión de Paul Krugman crisis de España en 2012

Entre sus opiniones señala que,España no puede hacer nada para salir de la crisis. Todo está en manos del BCE” y Draghi el presidente del Banco Central Europeo salió por fin a decir algo y a comprometerse en algunos aspectos y dejando otros en el aire.

Preguntado sobre el último Consejo Europeo:

Para Krugman “El plan de crecimiento que se ha aprobado es insignificante y no va a cambiar mucho la situación”. En cambio no aplaude pero aprueba por lo bajo el acuerdo para rescatar a los bancos.

Que hay de España:

Sobre lo anterior para España lo ve como una buena noticia en cuanto a ciertos aspectos de su sistema bancario, dejan afuera las soluciones sobre su problema de deuda soberana y el de competitividad, ya que para Krugman van de la mano los tres problemas. Habrá que buscar una solución a tres bandas.

Destaca que el reciente plan “detiene el círculo vicioso pero ni mucho menos lo resuelve”. Por supuesto que exalta lo urgente y grave de la situación, además de poner el reloj de arena sobre la mesa para que Europa se de cuanta de no hay por delante ni años ni meses sino casi que días y horas para que decidan a aprobar nuevas medidas. Además el Gobierno español debería manejar con firmeza pero a fuego lento el ajuste del déficit público en España. Y aquí le da la razón a Rajoy de que no se puede gastar más de lo que ingresa. España debe resolver su déficit aunque le puede llevar entre 1 a 2 años o mas.

Más allá de lo que pueda o quiera hacer el Gobierno español tiene las manos atadas y a los mercados pegándole en el piso, por lo que el árbitro que puede evitar esa paliza es el BCE.

En cuanto a los salarios, Krugman entiende que el nivel a los que deben llegar es estar por debajo del de los alemanes. Pero no se trataría de reducir los salarios españoles si no que quedaran por debajo del salario de Alemania pero por que Alemania los subiera, por lo que en una forma pide un poco de inflación en Alemania y no tanta deflación en España. Pero esto depende de una testaruda Merkel y no de un Rajoy capitán del Titanic. Esto lo dice quien suscribe este artículo.

¿Se puede definir a Mariano Rajoy?
Para Krugman Rajoy lo ve como “un buen soldado de la austeridad pero ha visto que por sí sola no basta” uno diría tantas cosas que no sería tan diplomático ni condescendiente con Rajoy.

Opinión de Paul Krugman en 2009 sobre España

El euro con mas vida:

Ante la última cumbre mientras que analistas y medios no fueron nada positivos, Krugman se anima a darle hasta un 60% de que el euro sobreviva. Ahora lo bueno es saber como supone ese porcentaje o si solo es por que le gusta medir en porcentajes.  Krugman estima que, “Son solo cálculos aleatorios. Creo que hay dos opciones: o los líderes europeos se dan cuenta de lo que hay que hacer o cae el euro “Creo que ambas tienen las mismas probabilidades”.

Predicciones o datos reales:

Se le cuestiona si un economista como el no tiene que apoyarse más que en predicciones en cálculos reales. Según Krugman ” Por supuesto que hay un gran riesgo que nos puede hundir a todos”. Pero las predicciones por llamarlas así son una forma de acercar la situación a la compresión de los ciudadanos y no en explicaciones para entendidos. Uno puede decir que la gente resume su necesidad de saber preguntando ¿Y salimos o no salimos?.

El corralito que encierra a España e Italia:

Volviendo sobre España, y la posibilidad de que aplique un corralito a la Argentina, en especial por sus dichos. Krugman se defiende en el argumento de haber sido malinterpretado o podría decirse que lo tomamos de quien viene y si suele tener razón por que no creerle aunque dijera que era solo una mera posibilidad ante la caída del euro.

Según Krugman, lo del corralito no responde a una de sus predicciones, solo es adelantarse al final del precipicio. Pero si hay mayores probabilidades en España o Italia ya que no tienen sus divisas y comparten el euro caso contrario a por ejemplo EE.UU. o Reino Unido. Por eso da mas probabilidades que a otros países. No es palabra santa según él, sus opiniones no tienen por que ser profecías

Argentina siempre es un mal o buen ejemplo:

La Argentina es un país y economía que siempre está de ejemplo por lo malo mas que por lo bueno. Según Krguman hasta por ahí cree y no tan fervientemente que entre los males el menor sería la salida de Grecia del euro, para lo que ejemplifica con Argentina y más allá de sus buenos años en su economía que le permitieron crecer sostenida y fuertemente uno de los puntos débiles es el de no haber puesto freno en el gasto público y con los Kirchner fue otra historia al llegar al poder en 2009. Lo positivo de todo el recorrido por Argentina es que logró eludir las peores situaciones.

El BCE debe asumir responsabilidades:

Cuando uno dice responsabilidades es mas por el papel a cumplir que por acusación, ya que para Krugman el BCE debe salir a comprar nuevamente bonos. Un buen ejemplo es Reino Unido aunque este pague un interés por su deuda menor al de España, la diferencia reside en que si bien comparten un rango de déficit fiscal pero el Banco de Inglaterra compra bonos y hasta bajar los tipos de interés  otros no. El BCE debe decidirse ya a comprar bonos de deuda italiana y española, además de bajar los tipos.Con eso se lograría que se reduzcan las primas.

Fuente: ABC

Imagen: http://190.2.21.173/

Publicidad