Publicidad

Contrato indefinido para pymes y autónomos

Las pymes como era de esperarse también son objetivo de las nueva reforma laboral, ya que el Gobierno ha decidido desarrollar un contrato indefinido para las pymes que posean menos de 50 personas, entre las novedades de esta nueva y resonante reforma laboral y que pomposamente será un antes y un después para la legislación laboral española.

Sea como sea es la sexta reforma laboral si se cuenta a partir de 1980, y más que revolucionaría debería ser extremadamente efectiva. En cuanto al nuevo contrato indefinido, este es catalogado como nuevo contrato indefinido dirigido al colectivo de trabajadores autónomos y pymes siempre que en su plantilla posean menos de 50 trabajadores ¿y si tienen 50 o 51?.

Una de sus novedades y que más interesan a los autónomos y pymes es la posibilidad de una deducción de 3.000€ al contratar un primer trabajador que tenga menos de 30 años.

Esta parte de la reforma laboral en lo que le toca a los autónomos y las pequeñas y medianas empresas (pymes) servirá para que puedan contratar y la herramienta a mano será el nuevo contrato indefinido, además de definirse que tendrá un período de prueba de 1 año.

Otra de sus características son las ayudas que podrán disponer su utilización, la que más sobresale es la de la deducción fiscal de hasta 3.000€ por el primer trabajador que contraten sean los empresarios de las pymes o los empresarios autónomos, este primer empleado deberá tener menos de 30 años como requisito ya que se pone el acento en el paro juvenil.

Otra de las novedades y que también es en pos de ayudar a reducir la tasa de paro y adelgazar las filas del servicio público de empleo, por lo que se da la posibilidad de que el parado pueda compatibilizar voluntariamente, su nuevo salario hasta con el 25% de la prestación por paro percibida esta fórmula podrá ser efectiva hasta 1 año y por ahora no existe ninguna posibilidad de extenderlo.

En favor del empresario / empleador el contrato le permite deducirse el 50 % de la prestación que estuviera percibiendo el nuevo empleado por 1 año como plazo.

Bonificación y Contratación:

Una de las modificaciones se da en las bonificaciones de contratación; haciendo que dichas bonificaciones se liguen a la contratación, ya que la reforma trata de impulsar la contratación indefinida de jóvenes que tengan menos de 30 años con una cuantía en el medio de 3.600€. Respecto a los desempleados de larga duración esta cuantía será de 4.500€ por tal circunstancia.

En cuanto a la bonificación en la cuota de la Seguridad Social de 3.600€ servirá para que contraten a los jóvenes con una edad entre 16 y 30 años por 3 años repartida así:
En el primer año la bonificación 1.000€
En el segundo año una bonificación de 1.100€
En el tercer año una bonificación de 1.200€.

Además de 100€ extras por deducción al año si contratan a una mujer y en especial si es para un puesto en alguno de los sectores en el que sean minoría o no exista ninguna empleada mujer.

Mientras que los parados de larga duración mayores con 45 años tendrán que estar en el paro un mínimo de 12 meses de los 18 meses anteriores a ser contratados.

Dicha bonificación es de forma progresiva se fija que por cada uno de los 3 años, tendrá una bonificación por año de 1.300€, incluso se puede incluir 1.500€ más por contratar mujeres para un sector con poca presencia en dicho sector.

Fin a la Dualidad:

Se da por tierra con el sistema dual eliminando los encadenamientos de contratos temporales de más de 24 meses esto será desde el próximo 31 de Diciembre de 2012.

Así este Gobierno queda eliminada la decisión del Gobierno socialista de haber fijado temporalmente y hasta el 1 de Enero del año 2013, los encadenamientos que estuvieran por sobre los 24 meses algo que no correrá más.

Fuente: Eleconomista

Imagen: Parasaber

Publicidad