Publicidad

Retrasar la jubilación

El retrasar la edad de la jubilación vuelve a trascender a partir de la recomendación de parte de la OCDE siguiendo varios parámetros concluye que hay que retrasar la edad de jubilación superando los 67 años en el que por ejemplo se lo hará en España, además de esto también debería incentivarse las pensiones privadas y hasta ser obligatorio.

Estas medidas que pretende se dan a partir de varias previsiones en el mediano y largo plazo en el se verán reducidos los beneficios de los sistemas públicos. Por lo que estima que el conjunto de trabajadores que hoy se emplean y el colectivo de futuros trabajadores deberán tener que trabajar un periodo mas extenso del que lo hacen para poder si jubilarse además de correr el riesgo de que sus pensiones públicas decaigan.

Ante este escenario y algunos otros es que la reconocida Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) hizo estas recomendaciones tras su estudio sobre las reformas de los últimos años y lo que falta por hacer. Además de que la crisis financiera desde los años  2007-2008 ha venido generando un profundo impacto sobre las cuentas públicas algo a lo que no han podido escaparle al menos varios de los 34 países que integran esta organización.

Esto hace que estos países debieran realizar nuevas o próximas  reformas de sus sistemas de pensiones.  La OCDE analizó que sobre 13 de dichos Estados en el largo plazo la edad de jubilación si todavía no es de 67 años deberá serlo y encaso que lo sea tendrá que eelvarse.  Por lo que deberán alguno de estos aumentar la edad de jubilación superando los 67 años. Una de las posibilidades sería el ligarla a la esperanza de vida, como sucede con Dinamarca e Italia.

Los gobiernos deberán trabajar profundamente en tratar de equiparar la evolución de la esperanza de vida y la edad de jubilación además de establecer los posibles beneficios. Esto hace que so alguien iniciará a trabajar recibirá una pensión pública que podría equiparar a la mitad de lo que fuera su salario en caso de jubilarse bajo el periodo de cotización completa lo que no le alcanzaría.

Otra de las conclusiones es el de sumar los beneficios de las pensiones privadas, estas solo es de carácter obligatorio en 13 países de la OCDE, en la que el pensionista medio obtiene  un 69 % de la remuneración que obtenía al trabajar, mientras que el mismo porcentaje es de algo menos del 60 % en 12 países de la OCDE,  precisamente en países en los que el sistema  de la cotización a fondos privados solo es de carácter voluntario y en el que podría hacérsela obligatoria, lo que debería hacerse es el obligar a cotizar a fondos privados además de que queden incluidos los trabajadores sin tener que elegirlo un ejemplo de esto es Nueva Zelanda y podría ser el próximo paso.

Verdaderamente es un problema de muchos españoles el de la jubilación, ya hace un par de años estimaban que deberán de retrasar su jubilación mucho más de la edad oficial establecida que de 65 años, ante la actual crisis económica, más del 50% sabe que deberán retrasar su retiro laboral en más de 2 años en algún momento. Para otros el retraso de su jubilación creen que será de entre 2 y 5 años, y un tercer grupo la deberá retrasar en más de 5 años. Los menos estiman que deberán posponer su retirada en 1 año y otros entre 1 año y 2 años. En cuanto al colectivo de mujeres y hombres, las mujeres demuestran más disponibilidad de retrasarla que los hombres.

Hace 2 años a partir de una encuesta de un estudio entre más de 7.500 trabajadores de países como Alemania, Bélgica, Dinamarca, España, Francia, Irlanda, Holanda, Noruega, Reino Unido y Suiza, reflejaban que los trabajadores europeos se demostraban por entonces tan pesimistas como los trabajadores en España, ya más de la mitad el 55%, deberán retrasar su retirada laboral.

El mismo estudio demostraba que, los trabajadores españoles a nivel Europa no llegaban a ser los más pesimistas a la hora de opinar que tendrán que retrasar su jubilación, los españoles el 59%, mientras que los de Francia más del 70% y los alemanes que retrasarían su retiro laboral por la crisis, mientras que los menos los trabajadores suizos (67%), los irlandeses (65%), británicos (60%), españoles (59%) y belgas (55%) y los que registraban el menor pesimismo eran los trabajadores de Noruega, Holanda y los de Dinamarca, con algo más del 30%. Hoy si se hiciera este mismo estudio algunos se hubieran equiparado con los mas pesimistas ya que la crisis se hizo mas dura y el pesimismo mas presente.

Publicidad
Comments are closed.