Publicidad
Publicidad
Publicidad

Opas en la Bolsa española

cazador

Si bien la falta de financiación debido al cierre del mercado del crédito continua, lo que trajo como consecuencia la parálisis actual en la actividad corporativa de los parqués, pueden verse las primeras señales de una esperada reactivación del crédito, que se reflejan en la actual actividad diaria en los departamentos de fusiones y adquisiciones (M&A).

Según lo señalado por algunos expertos del sector, los departamentos de fusiones y adquisiciones están volviendo a tener operaciones nuevas y desempolvando algunas que habían quedado en la nada.

Tras la adquisición de Cadbury por parte de Kraft o incluso la consolidación en el sector de telecomunicaciones en Reino Unido, se han generado más operaciones corporativas.

Mientras que en el sector farmacéutico registró una de las últimas, como es el caso del laboratorio estadounidense Abbott al adquirir la cartera farmacéutica de su rival belga Solvay. Además de haber invertido 4.800 millones de euros para lograr crecer en medicamentos y generar más presencia en los mercados emergentes a través de esta operación.

En tanto que en el sector de las tecnológicas, Xerox anunció que llegó a un acuerdo para la adquisición de Affiliated Computer Services (ACS), la que es una de las mayores compañías especializadas en el outsourcing de procesos de negocio por un monto de 6.400 millones de dólares (4.375 millones de euros). Esta operación estima que le permitirá expandirse en el mercado de los servicios.

En cuanto al mercado en España, es mucho más difícil poder encontrar empresas que puedan ser opadas, debido a eso son varios los expertos que prevén que se generen más fusiones entre iguales a que exista alguna adquisición.

Según varias opiniones generadas en el mercado, este es un buen momento para las alianzas estratégicas, fusiones al estilo NH Hoteles con Hesperia o en ciertos casos OPAS, pero aclaran que las OPAS hay que financiarlas y se hace difícil. Por lo que se espera que surjan un mayor número de fusiones y absorciones amistosas. En tanto que en el mercado español se espera que la tendencia se vuelque a la concentración más que a una oleada de OPAS.

Por lo que se cree que existen algunos valores con potencial de ser opados, para esto existen dos criterios que podrían ser atractivos. Uno de estos criterios es el de fijarse en aquellas empresas que cotizan con descuento respecto a su valor contable. El otro criterio es, fijarse en compañías que cuenten con una buena caja y que posteriormente pueda ser utilizada por la compañía compradora. Más allá de que ciertas operaciones impliquen un gran desembolso se debe ver el sentido estratégico que tienen determinadas operaciones.

Una de las empresas que puede ser uno de esos valores atractivos, es Gamesa. Precisamente es una de las empresas en las que se fijó el inversor Warren Buffet durante 2008 en su estadía en España cuando se encontraba buscando empresas que fuesen interesantes para poder ser adquiridas. Actualmente la cotización de Gamesa se encuentra por debajo de su precio objetivo, presentando una buena perspectiva de crecimiento de sus beneficios. En tanto que la compañía hace ya varios meses lleva anunciando una serie de acuerdos estratégicos importantes. Uno de ellos fue el firmado con la estadounidense Western Wind Energy para el suministro de turbinas por 160 millones de dólares (112 millones de euros), lo que ha sido valorado de manera positiva, por lo que se cree que esto aumentará la confianza de los inversores en la propia compañía y su actual apuesta por el mercado estadounidense.

Otra de las empresas es Repsol, a partir de ciertos rumores los que parece que nunca se han ido, ya que no son nuevos, que giran entorno a un interés de las petroleras rusas, pero que ahora parece que viene de China.

Por el lado del sector de alimentación se han concretado importantes operaciones en EE UU, en tanto que en España existen más dificultades ante una fuerte posición del accionariado en compañías como lo son Pescanova o Campofrío. Por otro lado la compañía cárnica se encuentra en pleno proceso de integración en el grupo estadounidense Smithfield.

Natra también es señalada por algunos expertos para una futura adquisición, siendo esta una compañía pequeña dedicada a la fabricación de chocolates.

El sector de las telecomunicaciones no se queda afuera de estas especulaciones. En este sector especulan con Jazztel, ya que sus acciones se han revalorizado en un 130% en lo que va de 2009, de mantenerse así es una de las candidatas a ser opada.

Por último otra de las compañías es La Seda de Barcelona. Especulan con que el grupo inversor portugués, el que ya se encuentra presente en su accionariado, podría decidir afianzarse aún más en la empresa.

Publicidad