Publicidad

Irán cierra el grifo del petróleo a Reino Unido y Francia

Irán le cierra el grifo del petróleo tanto a Reino Unido como a Francia así vuelve real los rumores que decían que no exportaría más petróleo a estos países, por lo visto Irán se está buscando todas las fichas para nuevas y más duras sanciones que ya viene sufriendo de parte de Occidente al seguir con su programa nuclear, igualmente Irán decidió jugar fuerte suspender sus exportaciones de crudo a Francia y Gran Bretaña y no se descarta que lo haga con España.

A Irán no le molesta perder como “clientes” a Reino Unido y Francia ya que sabe que las necesidades son de otros también por lo que buscará hacerse de otros países interesados y necesitados de su crudo. También se elevará el precio del petróleo encareciéndose el precio en general y para los países de la Unión Europea que sean parte de las sanciones que viene sufriendo el Gobierno de Irán por tener activo su programa nuclear.

Prueba de ello es que la compañía francesa Total ya no compra petróleo iraní y la otra compañía, la holandesa Shell decidió rebajar las compras del crudo iraní. Por si no fuera poco sus problemas Grecia también sufriría del cierre su compañía Motor Oil Hellas también debería de dejar de comprar y en el mismo camino están en España sus empresas Repsol y Cepsa.

Los números de 2011 dicen que, Irán les vendía a la Unión Europea y Turquía unos 700.000 barilles diarios, pero ya en 2012 se registra una fuerte caída de las importaciones en 650.000 barriles diarios.

Pero así como Irán puede conseguir otros países, Reino Unido, Francia y quien sea pueden verse reabastecidos por parte de Arabia Saudí que podría llevar adelante el suministro extra con el adelanto de compromisos de entrega o mediante compras puntuales extraordinarias.

Mientras que el Parlamento de Irán aprobaría una ley que paralizará las exportaciones de petróleo a países que sean parte del comité de sanciones, solo a esos países se les cerrará el grifo del petróleo iraní mientras sigan acusando y participando de las sanciones sobre el programa nuclear civil de Irán.

Uno de los últimos pasos había sido dado por parte de los ministros de Relaciones Exteriores de la UE que habían lanzado una medida de embargo al crudo de Irán, si bien recién se pondrá en marcha en el verano. Esta no fue la única sanción también se les congela el patrimonio del banco central iraní que posee en Europa así como cuentas que pueda tener ese país en bancos europeos.

La pulseada se da de un lado mediante sanciones de parte de la UE que busca que el Gobierno de Irán paralice y elimine su programa de enriquecimiento de uranio, y del otro lado el propio Gobierno iraní que no retrocede en su programa nuclear y hasta estaría dispuesto a sufrir la visita bélica de EE.UU entrando en guerra se verá quien gana esta partida pero Irán tiene todas las de perder con o sin guerra de por medio.

Publicidad