Publicidad
Publicidad
Publicidad

Vecinos morosos

contra_morosos_articulo_portrait1

El problema de la morosidad con el correr de la crisis ha ido afectando hasta el que creía que nunca le tocaría o que ingresarían en una lista de morosos, y el 18% de las comunidades de vecinos ya han sufrido el impago de cuotas de algunos de sus ciudadanos en el primer semestre de 2010, mostrando un aumento en 2 puntos frente al primer semestre del año pasado. Así lo refleja la Asociación para el Fomento del Alquiler y Acceso a la Vivienda (Arrenta).

Arrenta, además prevé que la morosidad vecinal se mantendrá en aumento conforme dure la crisis. En los juzgados puede notarse una alta tasa de reclamaciones de deudas, lo que genera que más del 66% de los procedimientos no lleguen a ninguna solución, por lo que desde Arrenta impulsa el arbitraje.

Entre los problemas más tratados, en las comunidades de propietarios son: las obras no consentidas (13%), seguidos de la determinación de elementos comunes (8%) y el desacuerdo con obras y reformas generales (7%).

Dejando de lado la morosidad particular, en el caso de los vecinos se muestra como el problema más importante entre ellos, para ello existe el arbitraje que se muestra como la única vía de solución, dada su rapidez, no genera ningún desembolso además de aportar soluciones, cuya sentencia firme suele ser un plazo de 60 días para los impagos de cuotas.

Lo que posibilita un ahorro de hasta 6 meses de media frente a la pérdida de tiempo que se da al recurrir a los juzgados.

Es así que a esta altura de la crisis, el de los impagos, se muestra como el principal problema en las comunidades de vecinos, sobretodo si se toman los datos de hace 1 año cuando significaban un 58% de la reclamaciones pasando al 64%, a partir de los datos de la asociación para el fomento del alquiler.

Imagen: casadiez.elle.es

Publicidad