Publicidad

Demanda de coches mileuristas

El sector de la industria automovilística pasa por momentos difíciles desde que se inicio la crisis económica y con ello y el encarecimiento de los precios en general como podemos ver en el IPC de cada mes, hace que aquellos que desean comprarse un coche lo piensen dos veces o lo dejen para más adelante, otros eligen los vehículos más baratos.

No obstante ello, en los países europeos que cuentan con un salario medio más alto por habitante es irónicamente en dónde existe un interés más alto por los coches mileuristas, los que su precio no va más allá de los 3.000 euros.

Respecto a España, Francia e Italia, aunque cuentan con una capacidad económica inferior en cuanto al salario medio, no hace que se despierte el mayor interés por los vehículos mileuristas.

Mientras que Alemania, Holanda y Bélgica, que cuentan con un salario medio más alto por habitante, se vuelcan por la demanda de coches mileuristas, ya que la ventaja reside en un mayor rodaje y un precio sumamente asequible para el bolsillo del trabajador medio.

Bélgica y Holanda, son dos de los países que más se vuelcan por los coches mileuristas dónde el salario medio se encuentra por sobre los 40.000 euros.

España, en cambio queda cuarta posición en poder adquisitivo respecto a los países expuestos, dónde se registran unas 17 de cada 100 búsquedas en coches más baratos. Si bien puede discutirse que no se basa el estudio de AutoScout24, en cual es el nivel salarial de este tipo de potenciales compradores.

Por lo que deja atrás el pensamiento que la compra de coches mileuristas está asociada con un nivel bajo salarial de cada persona. Sino basta con ver el porcentaje que señala que en España las consultas sobre este tipo de coches llega al 17% si bien la media europea es del 18% aún así es bajo el porcentaje.

El primer lugar se lo llevan los alemanes, dónde los coches baratos les interesan a uno de cada cuatro búsquedas, para compra de vehículos.

Con la actual crisis en países como en España, no hace que aquellos que pretenden adquirir un coche lo haga por uno que ronde los 3.000 euros, prefieren esperar a poder hacerlo por el modelos que desean aunque deban dejarlo para más adelante que volcarse por un vehículo de esas características. En cambio a otros países les es más fácil con crisis o sin ella comprar un vehículo que ronda los 3.000 euros por sobre otros que tienen mejores prestaciones más allá que su nivel salarial medio se lo permita y sin depender de ayudas para compra de coches.

Imagen: casacochecurro

Publicidad
Comments are closed.