Publicidad

¿Afecta la crisis europea a Estados Unidos?

La crisis de deuda europea es muy preocupante. Si Europa se ha sacudido por una serie de naciones que se encuentran en el impago de su deuda pública, estoy convencido de que el continente se hundiría en una recesión severa. Su recesión provocaría una recesión de países como Estados Unidos, aunque ésta es menos grave.

El punto clave es que este país mantiene unos 400 mil millones de dólares en exportaciones hacia la Unión Europea. Claramente, debe esperar perder una porción significativa de este monto mientras Europa esté en una profunda recesión.

Al mismo tiempo, las empresas europeas probablemente busquen ganar cuota de mercado a expensas de las ventas a América, como el euro se depreció junto a las dificultades de venta en Europa estimularon un mayor esfuerzo de exportación.

Fuera de Europa, países de mercados emergentes como China también exportan grandes cantidades al viejo continente y encuentran su crecimiento considerable. En este caso, las exportaciones de Estados Unidos a esos países se verían afectadas.

En lo que respecta a la inversión, las empresas de Estados Unidos tienen más de 1 billón de dólares en inversión directa en la Unión Europea. Los beneficios de esas operaciones se reduciría notablemente. También existen grandes sumas de dinero invertidos en otros países, fuera de Europa, que podrían entrar en el mismo declive sincronizado.

En cuanto a los flujos financieros, los bancos de Estados Unidos y sus subsidiarias tienen $ 2,7 billones de dólares en préstamos y otros compromisos con la eurozona, tanto con gobiernos así como también con bancos y corporaciones y aproximadamente $ 2 billones más con el Reino Unido. Las aseguradoras de Estados Unidos, los fondos, planes de pensiones y otras entidades también tienen un gran compromiso con Europa.

Si lo vemos de parte de los negocios y la confianza del consumidor, los individuos y las empresas están ya asustados. Seguramente se verá reflejado en el gasto y en la inversión si la situación europea sigue muy mal.

Existe una posibilidad de un resultado realmente malo, dando lugar a una serie de incumplimientos nacionales que incluyen a Grecia, Portugal, Irlanda, España e Italia. Hay muchas maneras diferentes cosas podrían salir mal, ya que la zona euro está formada por 17 naciones con sus propios sistemas políticos, económicos y financieros.

Entre las acciones de salvataje sabemos que existen algunas ya en marcha como:

  • Aumentar su compromiso nacional en el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera más allá de los previamente acordados 440 mil millones de euros.
  • Rescate bancario que suma aproximadamente 100 mil millones de euros
  • Aceptación “voluntaria” de las pérdidas entre un 40% a 60% en sus bonos del Gobierno griego

Sin embargo, pase lo que pase esta semana, el gobierno de Estados Unidos deberá preparar y animar a los europeos a tomar las medidas necesarias. La Reserva Federal debe seguir prestando dólares al Banco Central Europeo para que puedan ayudar a sus bancos con necesidades de financiación basadas en el dólar.

Este es un problema europeo y será el que tendrá que proporcionar la columna vertebral de cualquier solución, pero muchos países como Estados Unidos tienen grandes intereses en ayudar. Pese a esto, sigo pensando que la salida no es prestar más dinero

Publicidad