Publicidad

UBS anuncia pérdidas de 221 millones de euros

La crisis económica que afecta a nuestro país se trata de algo global y está perjudicando a algunos países de la UE, debido a las pérdidas de dólares en la bolsas estadounidenses.

Según ha informado Europa press, UBS, el mayor banco suizo, ha obtenido unas pérdidas de 358 millones de francos suizos (221 millones de euros) en el segundo trimestre del año, frente a los 5.547 millones de francos suizos (3.426 millones de euros) de beneficio conseguidos en el mismo periodo del ejercicio anterior. Todo ello ha sucedido por las posiciones de riesgo que el banco tomó en el mercado inmobiliario y crediticio en los EE.UU., lo que le reportó unas pérdidas de 5.100 millones de dólares (3.429 millones de euros).

La entidad consiguió unos ingresos de 4.021 millones de francos suizos (2.484 millones de euros), casi una cuarta parte de los 16.014 millones de francos (9.890 millones de euros) que presentó a junio de 2007.

Además, estas pérdidas, como en la mayoría de los casos, está afectando a los trabajadores de dicho banco, al recortar en un 3% su plantilla, que a día de hoy alcanza los 81.452 trabajadores.

Europa press informa que el banco señaló que va a llevar a cabo una reorganización de su estructura, segregándose en tres divisiones autónomas con lo que espera optimizar la generación de réditos ganando a su vez transparencia.

El nuevo modelo de negocio supondrá el fin del proceso integrador que se estaba llevando a cabo en el grupo para volver a las tres unidades antiguas: Banca Privada y Banca de Negocio, Gestión de Activos, y Banca de Inversión. UBS tiene previsto finalizar los cambios para finales de 2009.

La dirección ejecutiva del grupo será llevada por el consejero delegado, Marcel Rohner, que será apoyado por el resto de la dirección del grupo y el recién establecido comité ejecutivo.
La dirección ejecutiva focalizará los intereses del grupo, en particular, la dirección de los servicios y el desarrollo de la dirección, el crecimiento de las ganancias a través de las divisiones, la observación de los gobiernos regionales y los cambios propuestos en la cartera de negocio.

Publicidad