Publicidad
Publicidad
Publicidad

Si estas en contra de pagar “marcas”, ¿por qué compras su falsificación?

¿Quién no ha comprado alguna vez marcas de imitación? En Europa es muy habitual ver en las calles más concurridas de las ciudades, infinidad de bolsos que imitan a las grandes marcas de lujo (algunas casi perfectas). Aunque el país por excelencia de las mejores imitaciones es China, es muy fácil comprar imitaciones en la mayoría de países.

Muchos piensan que, a pesar de estar perjudicando a una empresa de lujo, no tiene mayor importancia, ya que esta no tiene problemas “de dinero” y se lo puede permitir, pero lamentablemente hay muchas más cosas detrás, en las que los compradores de estos productos de imitación no piensa.

8985937137_68e2489a8b_z

Las falsificaciones de marcas de lujo, suponen una pérdida del 9,7% de sus ventas totales de cada año, o la asombrosa cifra de 26,3 mil millones de euros , según un nuevo informe de la Oficina europea de Armonización del Mercado Interior (OHIM). Esas ventas perdidas, además, supone la pérdida de 363.000 puestos de trabajo perdidos a través de la fabricación, venta al por menor y al por mayor de sectores de la industria de la moda de Europa.

Todas estas pérdidas tienen efectos indirectos sobre la economía en general. Tenemos que pensar que si las ventas de este sector se reducen, estos a su vez no comprarán materia prima a otros sectores y sus proveedores también verán reducidos sus ingresos. Unas consecuencias que, sumadas a lo anterior, suponen una pérdida de:

  • más 43,3 mil millones de euros en ventas
  • 518.000 puestos de trabajo
  • 8100 millones de euros en ingresos de los gobiernos de Europa

OHIM determina las pérdidas de ventas por factores que como el gasto per cápita en la ropa y el calzado en los distintos países y su propia estimación de cómo los consumidores son propensos a comprar falsificaciones. Se basa esta estimación de variables que incluyen los niveles de ingresos, la desigualdad económica, y el porcentaje de la población que admitió a la compra de artículos falsificados en estudios previos.

marcas de lujo

Las cifras representan un duro golpe a algunos países de la UE, especialmente Italia, que sufre la mayor parte de las falsificaciones. El país está emergiendo tras seis años de estancamiento y recesión, y la moda es lo suficientemente importante para su economía como para que el gobierno haya gastado 21.6 millones  de euros este año en una campaña para impulsar las exportaciones de moda a los EE.UU.

No sólo pierde la mayor parte de las ventas directas. También hace que el 70% de los textiles utilizados por la industria de la confección y el calzado se pierdan. Algo que supone una pérdida de 81.000 puestos de trabajo en total, según la OHIM.

Organizaciones criminales chinas también están conduciendo a más falsificación para Europa. Un informe del OHIM, elaborado junto con el Europol a principios de este año, detalla cómo las empresas falsificadoras chinos, han aparecido en algunas partes de Italia y España. Es un problema mundial con consecuencias de miles de millones de euros.

Si nos ponemos a pensar, aquellas personas que compran falsificaciones, es porque realmente no aprecian el esfuerzo que hay detrás de los productos originales. Si tu tienes una empresa, y en la esquina venden productos iguales a la mitad de precio, ¿qué pensarías? La industria de la moda es como cualquier otra, la falsificación no supone solo pérdida de dinero para estas empresas, sino para muchas otras personas que dependen de ellas.

La compra de productos de lujo, es además del pago de la marca, el pago de la calidad. Muchos de los que compran productos falsificados, afirman que no quieren gastarse ese dinero en una empresa de lujo, porque es excesivo, o porque pagas la marca. Entonces ¿por qué no se compra un producto sin marca? ¿No estarías de una forma indirecta apoyando a esa marca de lujo? ¿No compras su producto falsificado porque realmente te gustaría tener uno original?

Datos: quartz; fotografía: flickr/ william cho

Publicidad