Publicidad
Publicidad
Publicidad

Revalorización de las pensiones con el IPC de noviembre

Finalmente el Gobierno español se jugará a revalorizar las pensiones con el IPC de Noviembre, al menos esto es lo que ha dicho el ministro de Industria, José Manuel Soria, al decir que “como es compromiso del Gobierno”, pasará a revalorizar las pensiones con el IPC de noviembre, algo que se venía manejando pero faltaba algunos pasos como esta confirmación.

Si efectivamente así fuera, esto significará que no se modificará el indicador de referencia a la hora de revalorizar las pensiones, por lo que se comenzaría a regir por el IPC a impuestos constantes o (IPC-IC), esto es una supoición con un porcentaje de certeza.

Para el director del Instituto de Macroeconomía y Finanzas (IMF), David Taguas, se debe hacer pero si se pasar a revalorizar las pensiones pero con arreglo al IPC general no será viable, por lo que impulsa que se las indexe al IPC a impuestos constantes (IPC-IC), no tomando en cuenta el efecto de la última subida del IVA, y del que también se deberían excluir los precios energéticos, es decir pulirlo antes de indexar la subida a este.

De manera que, se apoyaría en la referencia a una tasa de IPC de Noviembre del 3,7%, si fuera así se vería reflejado en una compensación en las pensiones de unos 2,7 puntos, siempre que fuera a un IPC-IC con los precios energéticos excluidos, en el pasado mes de Septiembre fue del 0,2%, ahora si quedara o cuando lo haga inferior al 1% se evitaría tal compensación.

Además de que la tasa de IPC existe la estimación de que se ubique en el 3,7% en Noviembre de este año, explicado por la subida del IVA, si se diera llevaría a otro problems ya que elevaría el gasto para esta revalorización de las pensiones tomando en cuanta la desviación del 2,7% del objetivo de inflación que es del 1%. Este es uno de los puntos a tratar y que hace dudar a algunos sobre esta fórmula.

Para el mismo Taguas estos efectos inflacionistas debido a la subida del IVA no serán permanentes si no que serán transitorios, tampoco se debería llevar la negociación de salarios públicos o en este caso de las pensiones, a esto por que entoncés sí que los efectos dejarían de ser transitorios para pasar a ser permanentes, y como efecto negativo habría más pérdida de competitividad de la que hay, y hasta afectaría a la actividad y generaría más paro. Por lo que parece que no hay nada bueno.

Otro efecto colateral sería generada por la subida del IVA implica transferir rentas del sector privado al sector público, además esta revalorización reduciría el aspecto económico del colectivo de los agentes económicos y otros efectos negativos. Uno de los peores efectos es la pérdida de poder adquisitivo y no es el mejor momento para andar resignando este cuando todo sube y los salarios no o hasta se corre el peligro de quedar en el paro.

En cuanto a la cifra total, si se revalorizaran las pensiones con el IPC de Noviembre el Gobierno debería desemboslar unos 2.000 millones de euros y no es solo esto sino que esta cifra le supone tener que meter mano en el fondo de prevención, si bien ya ha tenido que sacar 4.400 millones de euros en Julio pasado.

Publicidad