Publicidad

¿Qué situación tiene la mujer trabajadora española?

Sin duda, una de las grandes luchas que ha tenido la mujer, y que sigue teniendo hoy en día, es por motivo laboral. El tópico de “los hombres están hecho para los negocios” poco a poco va cambiando, y ya son muchas las mujeres directivas y empresarias que ocupan los puestos más altos en las empresas. Con la última gran mujer que ha llegado a lo más alto, Ana Patricia Botín, está claro que las cosas ya no son lo que eran, y poco a poco las mujeres están presentes en los puesto y empresas más importantes del mundo.

Un estudio de PWC, confirma el cambio que estamos viviendo, teniendo las mujeres un porcentaje superior que los hombres en cuanto a estudios superiores. Pero no todo son buenas noticias, ya que España se encuentra por debajo de la media de la OCDE en cuanto a integración de la mujer. Los países nórdicos son los que cubren las primeras posiciones. Y lo peor es que España ha descendido durante los últimos años, consecuencia de la alta tasa de desempleo en mujeres. Actualmente España se encuentra en la posición 23 de 27 que hay en total. Es cierto que hemos mejorado durante los últimos 14 años, pero aún queda mucho camino.

mujer trabajadora

Para elaborar este ranking se tienen en cuenta los factores que más peso tienen en lo que a trabajo femenino se refiere. Los datos, proporcionados por la OCDE, confirman la desigualdad que sigue habiendo en cuanto a puestos de trabajo entre hombres y mujeres. Los factores son:

  • La brecha salarial (25%)
  • La tasa de participación de mujeres en el mercado laboral (25%)
  • La diferencia entre la tasa de participación masculina y femenina en el mercado laboral (20%)
  • La tasa de desempleo femenino (20%)
  • La proporción de mujeres empleadas a tiempo completo (10%)

A continuación, los gráficos que muestran la comparación de países, junto con las variaciones dentro de cada uno desde el año 2000, muestran efectivamente un ligero avance, pero mucha diferencia entre unos países y otros. En primer lugar la brecha salarial, que se ha reducido desde 2000 en el caso de España, pero que ha empeorado durante los últimos años. Y en segundo lugar, la diferencia de participación entre hombres y mujeres que aún sigue existiendo.

BRECHA SALARIAL

 

DIFERENCIA HOMBRE Y MUJERES

Publicidad