Publicidad

Moody´s castiga a la banca española

Si bien veníamos escapándole a la debacle de bancos mundiales, ahora la calificación de Moody´s nos pone en alerta máxima. Sabido es que estas notas no suelen ayudar para mejorar, sino que nos hunden más.

Esta semana la calificadora Moody´s le rebajó la nota financiera a 30 bancos y cajas, a causa de la presión que sufren día a día frente a la sucesiva baja de sus activos, sumado a la dura recesión que afronta la economía española en general.

Mientras la calificadora tiene bajo estudio las notas de los dos principales grupos bancarios de España, Santander y BBVA, se estima que puede rebajarles la nota a ambas entidades.

Si Moody´s no realizó más rebajas, es por que estima que el Gobierno español dará apoyo a la banca y pondrá freno los actuales problemas del sector, así como sucedió en los demás países europeos. Debido a la ayuda pública, la calificación sobre la deuda a largo plazo es positiva, en ningún caso está por debajo del nivel que presentan los bonos basura, a pesar que la rebaja de las notas las sufren 25 entidades.

La rebaja realizada por Moody´s fue muy fuerte en lo que son las notas de fortaleza financiera y donde estima que no recibirán ayuda del Estado. De las 30 entidades financieras que sufrieron la dura rebaja, en algunos casos con caídas entre 3 a 4 escalones, existen nueve entidades (ocho cajas y un banco) que cayeron a niveles D y E, lo que significa que tengan que recurrir a ayuda externa, como son las ayudas públicas del Estado.

Bancaja, Caixa Catalunya y CAM son tres de las mayores cajas y están bajo ese problema, el de tener que recurrir a ayuda externa, claro que no son las únicas que figuran en esa lista.

Las demás son Caja Ávila, Caja Cantabria, Caja Canarias, Caja España, Caja Segovia y el Banco Valencia. Se estima que a esta lista se podría sumar Caixa Tarragona y Caixa Penedés, que decidieron no recibir más los servicios de la calificadora Moody´s, al igual que Cajasur.

Medidas parecidas han tomado otras cajas ya que dieron de baja a S&P y Fitch con el fin de no recibir calificaciones como las hechas por Moody´s.

Por el momento las revisiones recayeron sobre el sector bancario y las cajas más expuestos al sector inmobiliario, el mayor problema de España en los mercados extranjeros.

Moody´s tenía en estudio a 36 entidades, por lo que se puede concluir que muy pocas se ha salvado. Así, cae una especie de castigo sobre la banca de española.

Publicidad
Comments are closed.