Publicidad
Publicidad
Publicidad

Los madrileños se salvan del impuesto de patrimonio, por ahora

Uno de los pocos impuestos que no deberán pagar los madrileños será el impuesto de patrimonio, ya que la Comunidad de Madrid es la única que elige no aplicarlo para 2013. Así la Comunidad de Madrid se desmarca de las demás autonomías que sí eligen imponer el impuesto sobre el patrimonio por motivos recaudatorios al parecer Madrid puede hacerlo mediante otras fórmulas.

Claros ejemplos son la Comunidad Valenciana y Baleares, que parecían seguir el camino de Madrid pero la necesidad y pocas fórmulas recaudadoras las llevaron a tener que aplicarlo, solo mediante dicho tributo se logró captar 581 millones de euros en 2012, por lo que si bien no es la gallina de los huevos de oro es una buena fuente de ingresos.

Así se rompe el pequeño frente que supusieron ser Madrid, Baleares y la Comunidad Valenciana en el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero cuando trajo devuelta el impuesto sobre el patrimonio para 2011 y 2012, las tres comunidades dijeron que no, aunque con crisis podían decir que no hoy solo Madrid puede rechazarlo.

Y por más que sea injusto y perjudique a las clases medias, no hay muchas fuentes de ingresos. Así la Comunidad Valenciana volvió a aplicar el impuesto sobre el patrimonio, Baleares, en 2013 y Madrid se queda sola por lo que libera a los contribuyentes madrileños, por lo que resigna un fuerte ingreso.

Este impuesto lo ha prorrogado el Gobierno de Rajoy por 1 año más ya que debía dejar de aplicarse en 2012. Cuando iniciaba la crisis en 2008, también fue el último año del tributo aplicado en las Comunidades Autónomas. Según las cifras, Madrid logró recaudar un 30% de los 2.112 millones de euros del total de las autonomías.

Algo que achica el margen de recaudación es que el Gobierno de Zapatero decidió ampliar el mínimo exento para 2011. Lo que hace que los contribuyentes con una base imponible que supere los 700.000€ cuando en 2008 afectaba a los de 108.182€.

Los ingresos en 2012, alcanza los 581,4 millones de euros por este impuesto sobre el patrimonio en 2011, y hasta se hubiese duplicado recaudando 1.025 millones de euros en caso que las comunidades de Madrid, Comunidad Valenciana y Baleares lo aplicaran. Y casa una perdió de recaudar Madrid (310 millones de euros), Valencia (104 millones de euros) y, Baleares, (29 millones de euros). Así es que Madrid no ha aplicado, ni aplica ni aplicará el impuesto en 2011, 2012 y 2013 spor lo que deja de ingresar unos 1.000 millones de euros.

El impuesto sobre el patrimonio deberá acabar de aplicarse en 2014. Por lo quelos contribuyentes valencianos y de baleares les corresponde tributar por su patrimonio a 31 de Diciembre de 2012 y 2013. Tanto el impuesto sobre el patrimonio, y el IRPF, deben declararse al año siguiente del ejercicio. Por lo que será en 2014, cuando se deba pagar el tributo del ejercicio 2013.

Madrid comenzaría a sentir cierta presión para que aplicarlo algo que comparten González, con Esperanza Aguirre, es el no aplicar el impuesto de patrimonio. Por lo que no sería extraño que se vea frozado a aplicarlo en 2013.

Publicidad