Publicidad

La inflación en sus máximos en 2012, al 2,7%

Cuando todavía no se había puesto en marcha la subida del IVA, el IPC de Agosto sube al 2,7% lo que además de ser la mayor escalada de la inflación en todo 2012, es un adelanto de que se encamina a dispararse y llegar al 3% que estiman algunos. Uno de los efectos fue al aumento de los carburantes que arrastran al alza en un 1 y medio.

Ahora no serán los únicos culpables los precios de los carburantes, todo recaerá sobre el IVA. Esto es un nuevo golpe para la economía española y que no es novedad que se nombre a la inflación, lo preocupante será los niveles que podrá llegar con por ejemplo los carburantes, en sus máximos históricos.

Un porcentaje de este alza se lo debemos a los carburantes pero si el Índice de Precios de Consumo (IPC) se dispara desde el 2,7%, será solo por el IVA, esta subida hasta ahora significó un aumento de unas 5 décimas desde el dato de Julio del mismo año. Además de que ha sido la escalada mas notoria solo vista por Diciembre de 2010, lo que lleva a la inflación a Noviembre de 2011.

Al Gobierno no solo le deberá preocupar la inflación, sino la convivencia con la recesión, no podría ser peor que el ver suba de precios y caída de salarios y aumento del IVA y del paro ¿algo más?!!.

Es como retroceder 10 casilleros si se toma en cuenta que la inflación llegó a sus máximos en 2011, y desde ahí fue cayendo aunque de a poco, el mejor dato fue cuando cayó a menos del 2%, fue del (1,9%) manteniéndose a lo largo de 3 meses. Desde el pasado mes de Julio rige el copago farmacéutico, que empuja a millones que están en el sistema público de salud a tener que pagar un porcentaje de los medicamentos, ese fue el efecto Julio.

El efecto Agosto fueron los carburantes, ya que ya desde el mismo mes de Julio, el precio del litro de gasolina subió en un 12%, y el litro de gasóleo un 8,56%, lo que elevó el dato del IPC. Tanto que el precio del litro de gasolina superó los 1,5€.

Todo esto lima como el viento a la piedra en el desierto, la subida de precios al poder adquisitivo de los españoles. Lo que hará que baje más aún el nivel de consumo de los hogares españoles, durante el segundo trimestre fue de (-1%), siendo de las caída mas pronunciadas, empeorando la recesión del segundo trimestre, acompañado de la caída del producto interior bruto (PIB) del 0,4%, haciendo que sea el cuarto trimestre con números rojos. La estimación para cierre del ejercicio 2012, es de una caída del 2%, mientras que la renta disponible lo hará en un 4%.

Así retomando el dato del IPC armonizado, este subió en 5 décimas, al 2,7%, medido con Julio pasado, ya que además de subir como dijimos los carburantes y el IVA, subieron los peajes de las autopistas, además de las tasas universitarias y demás tasas, y las tasas de las escuelas infantiles, si bien no contabiliza en los precios, toooodo suma.

El IRPF hizo su trabajo subiendo. Lo que viene es que con la subida del tipo general del IVA del 18% al 21% y del IVA reducido del 8% al 10%, la inflación será a fin de 2012 entre el 3% y el 3,5% si no más o menos. Por lo que pegaría en el IPC podría entre 8 décimas y 1 punto.

Para el Gobierno, la economía pasará por una contracción del 1,5% en 2012, esto deja a las puertas de la estanflación lo que es una parte de una alta inflación elevada y una recesión consecutiva.

“No hay un punto exacto en el que se diga que hay estanflación, como sucede con la recesión, definida como dos trimestres consecutivos de caídas del PIB”, explica Baliña. La experta recuerda que la tasa anual de la inflación subyacente (no tiene en cuenta elementos volátiles como la energía y los alimentos) todavía se mantiene controlada en el 1,4%, según el último dato disponible, el de julio.

La estanflación puede crear más paro y más crisis, además de erosionar la competitividad de las empresas, aunque de momento el diferencial de IPC de España y el de la zona euro es limitado (se situó en el 2,4% de media en los países que comparten la moneda única en julio, el último dato).

Publicidad