Publicidad

Estonia entra en el euro

Como habíamos dicho anteriormente Estonia entra en el euro, siendo un paso sumamente importante para esta nación y pasando a ser el integrante número 17 de la eurozona. La zona euro que no pasa por su mejor momento debido a diversos conflictos entre los que sobresalen los planes de rescate, la guerra de divisas y la dificultad de reducir el déficit además de la creciente deuda de alguno de sus integrantes. El permitir que Estonia adopte el euro se dio en julio de 2010, una vez que se constató que cumplía con todos los criterios requeridos. Uno de ellos es su inflación, que entre marzo de 2009 y marzo de 2010, la tasa media de Estonia se ubicaba en (-0,7%), esto es muy por debajo del valor de referencia que es del 1%. A su vez el déficit era del 1,7% del PIB en 2009. La deuda pública en 2009 llegaba hasta el 7,2% del PIB, esto era muy por debajo del límite del 60%. Estonia tiene el tipo de cambio irreversible en 15,6466 coronas estonias por un euro. Previamente a la formalización del ingreso al euro, Estonia encargo cerca de 45 millones de billetes y 194 millones de monedas, fueron concedidos por el Banco Central y la Moneda de Finlandia. En las dos primeras semanas de 2011, la corona estonia y el euro deberán de circular paralelamente. Mientras que los comercios deberán de devolver el cambio en euros lo que facilitará la transición además de reducir costes. Es así que Estonia a partir del reciente 1 de enero adopta el euro como su moneda, además de ser el integrante número 17 de la eurozona, pasará la zona euro a tener unos 331 millones de integrantes. Esto se da tras que Estonia pudo cumplir con los criterios de convergencia que les fueran exigidos. Una diferencia con otros integrantes a la hora de sumarse al euro es que Estonia no se encuentra en su mejor situación económica ya que presenta su mayor crisis debido a su deuda. Más allá de lo que significa pertenecer a la zona euro, el gobierno estonio deberá de continuar con sus políticas presupuestarias y macroeconómicas pudiendo con ello obtener ventajas del euro. Ante el temor de un incremento de precios y de abusos durante la transición, en los comercios, bancos y autoridades locales estos ya han firmado un compromiso de no incrementar sus precios así como tampoco lo deberán de hacer las pequeñas y medianas empresas. Imagen: myeurohobby
Publicidad
Comments are closed.