Publicidad
Publicidad
Publicidad

Crisis Repsol-YPF

La Unión Europea está reaccionando a la crisis de Repsol-YPF y le da su apoyo a España ante el reclamo del Gobierno español, si bien por otro lado se ataja al aclarar que se trata de un problema a nivel legal y que es bilateral entre Argentina y España y su gobiernos. Mientras que desde la Comisión Europea está preocupada por el rumbo del Gobierno argentino además de dar su apoyo al gobierno de España. ante el escándalo por el que el Gobierno de Argentina le quita las licencias de explotación a YPF.

Si bien la misma CE debe mantener su actual nivel de negociaciones con el Mercosur lo que podría romperlas si debiera intervenir en favor de España ante la posible intervención y nacionalización de YPF, que se trata de la filial de la petrolera española Repsol.

No es simple que Bruselas se la juegue tan abiertamente en favor de España, ya que aunque le da apoyo a España al haber una plena negociación por el tratado de libre comercio entre la Unión Europea y el Mercosur, esto queda claro al resaltar que es un problema legal y bilateral entre dos gobiernos lo que trata de dar su postura lo más diplomáticamente posible.

Si bien es comprensible que el Gobierno de Argentina proteja las inversiones extranjeras quizás lo que más cae mal es la forma en que se está haciendo y otros resaltan que el Gobierno de Argentina no está respetando sus compromisos internacionales en lo que es protección de las inversiones extranjeras en Argentina esto hace saltar los teléfonos ya que al parecer el mismísimo presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, llamó a la presidenta Cristina Kirchner con el objetivo de demostrar que el Gobierno de España es respaldado por la CE señal de que no estará solo el país en esta pelea. Así es que desde la Comisión Europea se impulsa que ambos gobiernos logren una solución sin que la sangre legue al río……

Ya existen contactos entre el jefe de la delegación europea en Argentina y un miembro del gobierno argentino con el fin de que se logre una solución ante este creciente conflicto y evitar una crisis más amplia entre la UE y Argentina.

El que se inmiscuya Bruselas no es antojadiza ya que tras la ratificación del Tratado de Lisboa, le da a la Unión Europea competencias que le permiten defender las diversas inversiones de los Estados miembros en otros países.

Si bien España tiene un respaldo al parecer a nivel de cada gobierno europeo tendría mayor interés por no romper el acuerdo con el Mercosur más que defender los derechos españoles, aunque es bueno que sepan que lo que hoy sufre YPF podría sucederles a alguna de sus empresas.

Mientras la UE se acerca a que sea aprobado el Tratado de Libre Comercio (TCL) el mismo se lo tendrá que ratificar por el total de los 27 miembros de la UE, y España cuenta con derecho de veto ante el mismo.

Ambos tiene que perder, España su inversión con una compañía emblema en Argentina y la Argentina perdería notablemente credibilidad ante los inversores o al menos generaría dudas entre los mismos.

Imagen: www.lapauta.com

Publicidad